Follow by Email

jueves, 6 de junio de 2013

¿Y las estrellas?


Fue en un pequeño pueblo,
a espaldas del abismo,
en una lluviosa noche sin luna,
los gestos heredados dormían en el sueño,
la máscara con su demorada lealtad descansaba en el
velador.
Un temblor,
el viento desde las entrañas me habló
en su lengua delirante:
¿Llegarás a la hora? ¿Podrás presenciar la trayectoria de la flecha?
¿No es tiempo ya de dejar de medir la distancia?
El arco se ha liberado, reposa ajeno en el jardín.
Apartarás cualquier rostro insistente en tu  inconsciente;
los cuerpos divididos son la luz y la sombra de astros apagados hace siglos.
Más tarde comprendí que el arco era la poesía, la flecha Ulises,
Acaso yo, acaso todos los hombres y mujeres,
a todos nos alejaron del hogar en pos de una guerra
que lejos ocurría,
la vida es una esplendorosa batalla,
que con valentía hemos de perder,
y no hay quien no tenga la certeza de que a algún lugar
ha de retornar.

Y las estrellas Ulises…¿acaso son sólo la fría noche?
Su tintineo anacrónico y cansado ¿qué revela?
¿es que no hay mito y fin para su luminosidad?







No hay comentarios:

Publicar un comentario