Follow by Email

lunes, 17 de noviembre de 2014

Identidad

 
Rafal Olbinski
 
Sus ojos de pronto se evaporan en busca de una árida eternidad.
Alargué la raíz entumecida de mis manos para podar las malezas oscuras de su corazón,
usted mismo, tal vez, percibió aquellos sueños grises estrellándose en un árbol blanco.
Mire, los brotes son sólo fantasmas que florecieron en la cima de una noche sin retorno;
Los páramos que proyectan sus huesos existen secretamente en mi corazón.
Oh, ¿por qué desembocamos siempre en una primavera que pierde su batalla con el sol?
Usted no es el tiempo, no,
Usted es el tacto de la nieve en el punto más alto de mis sueños;
Es un viento que despeina la alameda solitaria de mis pensamientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario